El Real Zaragoza ha decidido prescindir de los servicios del hasta ahora entrenador del Deportivo Aragón, Iván Martínez. En un primer momento, la dirección deportiva, encabezada por Gonzalo Arantegui y José María Barba, acompañados de Álex Monserrate, decidió contar con Iván Martínez para dirigir de manera interina en un primer momento al equipo aragonés. Este hecho dejaba desierto el banquillo que por aquel entonces ocupaba el entrenador zaragozano, que era el del filial.

El hueco que quedaba vacío fue llenado con un entrenador de la casa. Miki Álvarez se hacía cargo del filial. El por entonces entrenador del Cadete B se hacía con las riendas de un renovado filial, diferente al que había dirigido desde el puesto de segundo entrenador la temporada anterior junto a Javier Garcés y su equipo. Así pues, quedaban concretadas todas las posiciones en el fútbol formativo del Real Zaragoza.

Iván Martínez llegó a ser el entrenador del Real Zaragoza en busca de revertir la difícil situación que atravesaba el equipo blanquilloEl club aragonés decidió relevarle de sus funciones al mando del primer equipo tras sus malos números al frente. Una sola victoria en ocho partidos (el resto fueron derrotas), solamente cuatro goles a favor y tan solo una leve mejoría. La empresa era difícil y el entrenador no pudo completarla. Justo después de la derrota ante el Sporting, se acordó relevarle y en su lugar llegaría Juan Ignacio Martínez con el que el Real Zaragoza logró la salvación.

Noticia extraída de CARTV y compartida a través de tu magazine deportivo Don Gols